La influencia de la Reforma

BITE

La influencia de la Reforma

Un modelo para la iglesia de hoy

Tony Flaquer

La reforma protestante no solo produjo un cambio en la cosmovisión de fe de gran parte de la población europea, las repercusiones fueron muchos más profundas. La educación, la cultura, las artes y hasta la política tuvieron drásticos cambios gracias a un entendimiento bíblico de todas las áreas de la vida.

JOSÉ ANTONIO FLAQUER

Tony Flaquer es economista y empresario. Durante su trayectoria empresarial participó en diferentes asociaciones, cámaras de comercio y de industria, directorios y juntas directivas. Actualmente es el presidente del Grupo Acción Cristiana RD y presidente de las junta directiva Radio Eternidad. Casado, con dos hijas y dos nietas.

Radio Eternidad: https://radioeternidad.com
Poiema Publicaciones: https://poiema.co

Puedes seguirnos en nuestras redes sociales:

Instagram: https://www.instagram.com/biteproject/
Facebook: https://www.facebook.com/biteproject/
Inscríbete a nuestro newsletter: http://biteproject.com

 

Los Milagros de Jesús

Mi Pequeña Biblia

Historias Bíblicas para Niños

Los Milagros de Jesús

SUSCRIBIRSE AL CANAL OFICIAL!: http://bit.ly/1G7C327 Bella y fiel adaptación en dibujos animados de las más grande historia de todos los tiempos, la Biblia Ideal para enseñar a nuestros hijos y reflexionar sobre los principios que nos enseñan todos estos personajes bíblicos.

Una espléndida obra que no debe faltar, ni dejar de ver.

Escanear nuestros pensamientos

Sábado 12 Octubre

Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad.

Filipenses 4:8

Escanear nuestros pensamientos

http://labuenasemilla.net/20191012

El tema de nuestros pensamientos ocupa un lugar importante en la Biblia. Es mencionado más de trecientas veces. ¿Por qué nuestros pensamientos son tan importantes? Porque ellos dan origen a nuestras palabras, a nuestros actos y decisiones. Hay interacción constante entre nuestros pensamientos, el sentido que damos a nuestra vida y nuestros actos.

Cristianos, vigilemos nuestros pensamientos. No nos permitamos pensar en todo lo que nos complace. Nadie ha sucumbido a una tentación sin antes haber pensado en ella. Entonces, ¿de qué alimentamos nuestro espíritu? Hay lecturas, películas o canciones que despiertan en nosotros malos deseos, mientras otras lecturas, amistades, elecciones de vida, etc., nos encaminan hacia el bien, hacia Cristo.

Cuando vamos a tomar un avión, nuestras maletas pasan por un escáner para verificar que no llevemos objetos prohibidos. Sería bueno establecer un escáner espiritual para nuestros pensamientos. Podría ser el versículo citado en el encabezamiento de esta hoja: “Todo lo que es verdadero, todo lo honesto…”.

Y si los malos pensamientos nos asaltan, ¡oremos! También podemos hablar del asunto a un amigo y orar con él por este tema. El Señor quiere darnos la victoria sobre el mal; desea que gustemos su amor, el cual es más grande y más poderoso que todo lo que trata de esclavizarnos.

La grandeza de su obra hacia sus redimidos se discierne en esta exhortación: “Haya, pues, en vosotros este sentir que hubo también en Cristo Jesús” (Filipenses 2:5).

Esdras 8 – Juan 5:1-23 – Salmo 116:1-11 – Proverbios 25:6-7

© Editorial La Buena Semilla, 1166 PERROY (Suiza)

ediciones-biblicas.ch – labuena@semilla.ch

Confesar para ser Libres

Isha – Salmos

DÍA 50 – Salmo 32

Dosis: Perdón

Confesar para ser Libres

“Dichoso aquel a quien se le perdonan sus transgresiones, a quien se le borran sus pecados. Dichoso aquel a quien el SEÑOR no toma en cuenta su maldad y en cuyo espíritu no hay engaño.” (Salmo 32:1–2) (NVI)

En este Salmo David expresa una experiencia de vida que le hizo conocer la dicha del perdón divino. El Salmo destaca el perdón como una fuente de alegría y seguridad. David nos enseña que la verdadera felicidad consiste en contar con el favor, la gracia y la misericordia de Dios. David pecó, y mientras no confesó su pecado a Dios, sintió que se secaba espiritualmente. El pecado oculto, afectó sus emociones y hasta su salud física. Arrepentirse y confesar su transgresión no sólo lo liberó sino lo sanó y restauró. Sólo entonces obtuvo paz en su conciencia.

David utiliza cuatro palabras o nombres para referirse en forma completa al pecado del hombre: transgresión, pecado, iniquidad y engaño. Conocer el significado de estas palabras nos ayudarán a examinar nuestro corazón:

Transgresión significa: rebelión. Denota violación de la ley de Dios, mediante un acto consciente que se opone al mandato divino. Es desobediencia e incluye todos los actos de pecado, ya sean hechos, palabras y pensamientos contra los preceptos de Dios. Pecado significa “faltar a la voluntad y a la ley de Dios, errar el blanco”. Ya sea de pensamiento, palabra u obra. Iniquidad se refiere a algo que es torcido, pervertido o tornado de las intenciones divinas. Expresa la entera depravada naturaleza del hombre. Representa la profunda fuente de corrupción de donde proceden transgresiones y pecados. Engaño es un elemento sutil falso, torcido, deshonesto. ¿Erraste en el blanco, te rebelaste a la ley de Dios?

Pero lo interesante es que Dios proveyó una solución para cada una de estas situaciones. Por eso David puede decir que seremos bienaventuradas, felices y dichosas si experimentamos su misericordia manifiesta en: Perdón: Frente a la transgresión. Cuando Dios nos perdona, nos absuelve, nos libra de culpa por la sangre que Cristo derramó en la cruz por nosotras y nos trata como si no hubiéramos cometido el pecado.

Cubierto: Cristo es la propiciación por nuestros pecados. Él es la cubierta sobre la que nos protegemos. De la misma forma en que se cubre la desnudez para que no aparezca nuestra vergüenza. Nuestro pecado es cubierto por la justicia de Cristo.116 No culpa de iniquidad: Significa “no imputar” la palabra en el original significa literalmente “no pensar en ello”. Significa que al perdonarnos Dios olvida, nos justifica y nos trata como si fuéramos dignas de confianza. Por último la expulsión del engaño a la que hace referencia David es el limpiamiento. Dios quiere quitar el mal de nuestro corazón y darnos un espíritu nuevo. Si quieres experimentar la dicha del perdón examina tu corazón y confiésale a Dios aquello que te avergüenza.

Oración: Señor enséñame a reconocer mis transgresiones y pecados, y líbrame de iniqudad y engaño. Amén.

De Vergara, P. A., de Vera, A. D., & Harris, K. O. (2012). Isha-Salmos: Una dosis diaria de fe para ti. (P. A. de Vergara, Ed.) (Primera Edición, p. 65). Lima, Perú: Ediciones Verbo Vivo.