EL APÓSTOL REGOCIJADO

EL APÓSTOL REGOCIJADO

la-verdad-para-hoy

12/2/2016

Hermanos, gozaos en el Señor. (Filipenses 3:1) 

alimentemos_el_almaEl gozo del apóstol Pablo no se relacionaba con sus circunstancias. Si hubiera estado vinculado a los placeres terrenales, a la libertad, al prestigio, al éxito material o a la buena reputación, no habría tenido gozo alguno.

El gozo de Pablo estaba centrado en su ministerio y era indiferente a todo lo demás. Por eso pudo decirles a los filipenses: “Doy gracias a mi Dios siempre que me acuerdo de vosotros, siempre en todas mis oraciones rogando con gozo por todos vosotros” (Fil. 1:3-4). Tenía gozo a pesar de las dificultades, siempre que avanzara la causa de Cristo. Tenía gozo a pesar de los detractores, siempre que se proclamara el nombre de Cristo. Tenía gozo a pesar de la muerte, siempre que se exaltara a Cristo. Y tenía gozo a pesar de la carne, siempre que se ayudara a la iglesia de Cristo.

Disponible en Internet en: http://www.gracia.org
DERECHOS DE AUTOR © 2012 Gracia a Vosotros
Usted podrá reproducir este contenido de Gracia a Vosotros sin fines comerciales de acuerdo con la política de Derechos de Autor de Gracia a Vosotros (http://www.gracia.org/acercaDeGAV.aspx?page=derechos).

Cuando Dios parece estar ausente

2 Diciembre 2016

Cuando Dios parece estar ausente
por Charles R. Swindoll

Ester 6:12-14

alimentemos_el_almaSi usted es como yo, muchas veces esperará a que se cumpla el adagio popular que dice que “el que la debe la paga”. En este caso, estamos esperando, y hasta deseando, que Amán reciba lo que se merece. Todo nuestro ser anhela que se haga justicia, especialmente con un fracasado como Amán, quien ya se ha pavoneado bastante.

Ni una sola vez ha ignorado Dios todo el envanecimiento de Amán ni su inicuo plan de asesinar a Mardoqueo y los judíos. Al Señor no se le han escapado sus palabras, el orgullo de su corazón, ni los motivos violentos y los prejuicios que hay detrás de sus decisiones. Dios estaba invisible, pero no inconsciente o pasivo. No había olvidado a su pueblo ni las promesas que les había hecho a ellos, y a sus enemigos.

Tocan a la puerta, y antes de que pueda poner sus pensamientos en orden, Amán es sacado de la casa y escoltado al palacio para el banquete que significará su desgracia. No puedo evitar pensar si en trayecto hacia el palacio, Amán vio una vez más la horca que había construido para Mardoqueo, si sacudió la cabeza, o si sintió remordimiento por lo que había hecho.

Un magnífico principio teológico subrayado una y otra vez en las Escrituras es este: Cuando Dios parece ausente, Él está presente. Aunque usted piense que lo ha perdido todo, Dios utiliza eso como una oportunidad para que se dé cuenta de que Él sigue teniendo el control, y también para ponerle de rodillas.

¿Siente que Dios ha estado ausente o inactivo en su vida, distante de alguna manera? Entonces, quiero recordarle esto: Es posible que Él haya parecido estar ausente, pero el Señor ha estado presente todo el tiempo. Además, Él conoce su corazón. Él conoce la verdadera condición de su alma. Conoce las impurezas ocultas de su motivación. Conoce la abismal perversidad de su pecado. Pero también ha oído su clamor, y Él no le rechazará.

Cuando Dios parece ausente, Él está presente.—Charles R. Swindoll

Tomado del libro Buenos Días con Buenos Amigos (El Paso: Editorial Mundo Hispano, 2007). Con permiso de la Editorial Mundo Hispano (www.editorialmundohispano.org). Copyright © 2016 por Charles R. Swindoll Inc. Reservados mundialmente todos los derechos.

– See more at: https://visionparavivir.org/devocional#sthash.pIREh6U0.dpuf

ALZAD VUESTROS OJOS

ALZAD VUESTROS OJOS

images

Pablo Martini
Programa No. 2016-12-02

alimentemos_el_almaUn hecho trascendental del trabajo en las vidas de personas con el evangelio de Jesucristo es saber que el Plan soberano de Dios, posiblemente abarque más allá de la vida de esa persona. En todos mis años de ministerio, pastorado y labor misionera he invertido horas, dinero, energía y años en vidas que no rindieron los frutos esperados. Al tiempo, averiguando por tal o cual persona, me informaban que, como era de esperar, naufragó de su fe o, simplemente, nunca se inició en el Camino. ¡Pero su hijo o su nieto es un fervoroso creyente! ¡Eso es increíble! Uno nunca se imaginaría que la semilla sembrada germinó en las siguientes generaciones. Igual que en la naturaleza, no todas las semillas germinan al año siguiente. Algunas, como la de las palmeras, tardan años, pero germinan.

“Porque como desciende de los cielos la lluvia y la nieve, y no vuelve allá, sino que riega la tierra, y la hace germinar y producir, y da semilla al que siembra, y pan al que come, así será mi palabra que sale de mi boca; no volverá a mí vacía, sino que hará lo que yo quiero, y será prosperada en aquello para lo que la envié”. Este es un pasaje excelso que debe ser tenido en cuenta al momento de encarar todo proyecto misionero. ¿Se imaginó la viuda Noemí que el niño que acunaba sería abuelo del gran rey David? La misma crisis experimentó el profeta Habacuc. Él no podía entender cómo Dios tenía el control de semejante situación. A su alrededor solo se veía desolación, violaciones, devastación y muerte. Sin embargo, Dios le responde tocante a su queja: “Mirad entre las naciones, y ved, y asombraos; porque haré una obra en vuestros días, que aun cuando se os contare, no la creeréis”. Lo que el profeta no sabía era que la consumación de esa obra tenía su clímax más de medio siglo después, cuando “el justo viviría por la fe”. Es que somos parte de un plan eterno, universal y prediseñado del cual no sabemos nada, solo obedecemos.

PENSAMIENTO DEL DÍA:

“Yo me concentro en sembrar, otro plantará, y Dios se encargará del crecimiento”. (San Pablo)

Disponible en Internet en: http://www.labibliadice.org

Contenido publicado con autorización de:
La Biblia Dice
Av.Galo Plaza Lasso N63-183 y de los Cedros
Telf. 00593-2-2475563
Quito-Ecuador

Saludo

Efesios 1-3

9781586403546

Saludo

alimentemos_el_alma1 Pablo, apóstol de Cristo Jesús por[a] la voluntad de Dios:

A los santos que están en Efeso[b] y que son fieles en Cristo Jesús: Gracia a vosotros y paz de parte de Dios nuestro Padre y del Señor Jesucristo.

Beneficios de la redención

Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, que nos ha bendecido con toda bendición espiritual en los lugares celestiales en Cristo, según nos escogió en El antes de la fundación del mundo, para que fuéramos[c] santos y sin mancha delante de El. En amor nos predestinó[d] para adopción como hijos para sí mediante Jesucristo, conforme al beneplácito[e] de su voluntad, para alabanza de la gloria de su gracia que gratuitamente ha impartido sobre nosotros en el Amado. En El[f] tenemos redención mediante su sangre, el perdón de nuestros pecados según las riquezas de su gracia que ha hecho abundar para con nosotros. En toda sabiduría y discernimiento[g] nos dio a conocer el misterio de su voluntad, según el beneplácito que se propuso en El, 10 con miras a una buenaadministración en el[h] cumplimiento de los tiempos, es decir, de reunir todas las cosas en Cristo, tanto las que están en los cielos, como las que están en la tierra. En El 11 también[i] hemos obtenido herencia[j], habiendo sido predestinados según el propósito de aquel que obra todas las cosas conforme al consejo de su voluntad, 12 a fin de que nosotros, que fuimos los primeros en esperar en Cristo[k], seamos para alabanza de su gloria. 13 En El[l] también vosotros, después de escuchar el mensaje de la verdad, el evangelio de vuestra salvación, y habiendo creído, fuisteis sellados en El con[m] el Espíritu Santo de la promesa, 14 que nos es dado como garantía[n] de nuestra herencia, con miras a la redención de la posesión adquirida de Dios, para alabanza de su gloria.

Pablo ora por los efesios

15 Por esta razón también yo, habiendo oído de la fe en el Señor Jesús que hayentre vosotros, y de vuestro amor[o] por todos los santos, 16 no ceso de dar gracias por vosotros, haciendo mención de vosotros en mis oraciones; 17 pidiendoque el Dios de nuestro Señor Jesucristo, el Padre de gloria, os dé espíritu de sabiduría y de revelación en un mejor conocimiento[p] de El. 18 Mi oración es quelos ojos de vuestro corazón sean[q] iluminados, para que sepáis cuál es la esperanza de su llamamiento, cuáles son las riquezas de la gloria de su herenciaen los santos, 19 y cuál es la extraordinaria grandeza de su poder para con nosotros los que creemos, conforme a la eficacia[r] de la fuerza de su poder, 20 el cual obró en Cristo cuando le resucitó de entre los muertos y le sentó a su diestraen los lugares celestiales, 21 muy por encima de todo principado, autoridad, poder, dominio y de todo nombre que se nombra, no sólo en este siglo[s] sino también en el venidero. 22 Y todo sometió[t] bajo sus pies, y a El lo dio por cabeza sobre todas las cosas a la iglesia, 23 la cual es su cuerpo, la plenitud de aquel que lo llena todo en todo.

De muerte a vida por Cristo

2 Y El os dio vida a vosotros, que estabais[u] muertos en[v] vuestros delitos y pecados, en los cuales anduvisteis en otro tiempo según la corriente[w] de este mundo, conforme al príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia, entre los cuales también todos nosotros en otro tiempo vivíamos en las pasiones de nuestra carne, satisfaciendo[x] los deseos de la carne y de la mente[y], y éramos por naturaleza hijos de ira, lo mismo que los demás. Pero Dios, que es rico en misericordia, por causa del[z] gran amor con que nos amó, aun cuando estábamos muertos en[aa] nuestros delitos, nos dio vida juntamente con Cristo (por gracia habéis sido salvados), y con El nosresucitó, y con El nos sentó en los lugares celestiales en Cristo Jesús, a fin de poder mostrar en los siglos venideros las sobreabundantes riquezas de su graciapor su bondad para con nosotros en Cristo Jesús. Porque por gracia habéis sido salvados por medio de la fe, y esto no de vosotros, sino que es don de Dios; no por[ab] obras, para que nadie se gloríe. 10 Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para hacer buenas obras, las cuales Dios preparó de antemano para que anduviéramos en ellas.

En Cristo hay paz y unidad

11 Recordad, pues, que en otro tiempo vosotros los gentiles en la carne, llamados incircuncisión por la tal llamada circuncisión, hecha por manos en la carne,12 recordad que en ese tiempo estabais separados de Cristo, excluidos de la ciudadanía[ac] de Israel, extraños a los pactos de la promesa, sin tener esperanza, y sin Dios en el mundo. 13 Pero ahora en Cristo Jesús, vosotros, que en otro tiempo estabais lejos, habéis sido acercados por[ad] la sangre de Cristo. 14 Porque El mismo es nuestra paz, quien de ambos pueblos hizo uno, derribando la pared intermedia de separación, 15 aboliendo en su carne la enemistad, la ley de losmandamientos expresados en ordenanzas, para crear en sí mismo de los dos un nuevo hombre, estableciendo así la paz, 16 y para reconciliar con Dios a los dos en un cuerpo por medio de la cruz, habiendo dado muerte en ella a la enemistad. 17 Y vino y anuncio paz a vosotros que estabais lejos, y paz a los que estaban cerca;18 porque por medio de El los unos y los otros[ae] tenemos nuestra entrada al Padreen un mismo Espíritu. 19 Así pues, ya no sois extraños ni extranjeros, sino que sois conciudadanos de los santos y sois de la familia[af] de Dios, 20 edificados sobre el fundamento de los apóstoles y profetas, siendo Cristo Jesús mismo la piedraangular, 21 en quien todo el edificio, bien ajustado, va creciendo para ser un templo santo en el Señor, 22 en quien también vosotros sois juntamente edificadospara morada de Dios en el Espíritu.

El ministerio de Pablo a los gentiles

3 Por esta causa yo, Pablo, prisionero de Cristo Jesús por amor de vosotros los gentiles (si en verdad habéis oído de la dispensación[ag] de la gracia de Dios que me fue dada para vosotros; que por revelación me fue dado a conocer el misterio, tal como antes os escribí brevemente. En vista de lo cual, leyendo[ah], podréis[ai] comprender mi discernimiento del[aj] misterio de Cristo, que en otras generaciones no se dio a conocer a los hijos de los hombres, como ahora ha sido revelado a sus santos apóstoles y profetas por[ak] el Espíritu; a saber, que los gentiles son coherederos y miembros del mismo cuerpo, participando igualmente[al] de la promesa en Cristo Jesús mediante el evangelio, del cual fui hecho ministro, conforme al don de la gracia de Dios que se me ha concedidosegún la eficacia[am] de su poder. A mí, que soy menos que el más pequeño de todos los santos, se me concedió esta gracia: anunciar a los gentiles las inescrutables riquezas de Cristo, y sacar a luz cuál es la dispensación[an] del misterio que por los siglos ha estado oculto en Dios, creador de todas las cosas;10 a fin de que la infinita[ao] sabiduría de Dios sea ahora dada a conocer por medio de la iglesia a los principados y potestades en las regiones celestiales,11 conforme al propósito eterno[ap] que llevó a cabo[aq] en Cristo Jesús nuestro Señor, 12 en quien tenemos libertad y acceso a Dios con confianza por medio de la fe en El[ar]. 13 Ruego, por tanto, que no desmayéis[as] a causa de mis tribulaciones por vosotros, porque son vuestra gloria)[at].

Pablo ora otra vez por los efesios

14 Por esta causa, pues, doblo mis rodillas ante el Padre de nuestro Señor Jesucristo[au], 15 de quien recibe nombre toda familia[av] en el cielo y en la tierra,16 que os conceda, conforme a las riquezas de su gloria, ser fortalecidos con poder por su Espíritu en el hombre interior; 17 de manera que Cristo more por la fe en vuestros corazones; y que arraigados y cimentados en amor, 18 seáis capaces de comprender con todos los santos cuál es la anchura, la longitud, la altura y la profundidad, 19 y de conocer el amor de Cristo que sobrepasa el conocimiento, para que seáis llenos hasta la medida de toda la plenitud de Dios.

Doxología

20 Y a aquel que es poderoso para hacer todo mucho más abundantemente de lo que pedimos o entendemos[aw], según el poder que obra en nosotros, 21 a El sea la gloria en la iglesia y en Cristo Jesús por todas las generaciones, por los siglos de los siglos. Amén.

Notas al pie:

  1. Efesios 1:1 O, mediante
  2. Efesios 1:1 Algunos mss. antiguos no incluyen: en Efeso
  3. Efesios 1:4 O, seamos
  4. Efesios 1:5 Lit., habiéndonos predestinado
  5. Efesios 1:5 O, a la buena intención, y así en el vers. 9
  6. Efesios 1:7 Lit., quien
  7. Efesios 1:8 O, para con nosotros, en toda sabiduría y entendimiento
  8. Efesios 1:10 Lit., del
  9. Efesios 1:11 Lit., en quien también
  10. Efesios 1:11 O, fuimos hechos una herencia
  11. Efesios 1:12 I.e., el Mesías
  12. Efesios 1:13 Lit., quien
  13. Efesios 1:13 O, habiendo creído en El, fuisteis sellados con
  14. Efesios 1:14 O, arras
  15. Efesios 1:15 Muchos mss. antiguos no incluyen: vuestro amor
  16. Efesios 1:17 O, verdadero conocimiento
  17. Efesios 1:18 Lit., siendo
  18. Efesios 1:19 O, la energía
  19. Efesios 1:21 O, mundo, o, tiempo
  20. Efesios 1:22 O, sujetó
  21. Efesios 2:1 Lit., estando
  22. Efesios 2:1 O, a causa de
  23. Efesios 2:2 Lit., época
  24. Efesios 2:3 Lit., haciendo
  25. Efesios 2:3 Lit., de los pensamientos
  26. Efesios 2:4 Lit., de su
  27. Efesios 2:5 O, a causa de
  28. Efesios 2:9 Lit., de; i.e., como resultado de
  29. Efesios 2:12 O, comunidad
  30. Efesios 2:13 O, en
  31. Efesios 2:18 Lit., ambos
  32. Efesios 2:19 Lit., los de la casa
  33. Efesios 3:2 O, administración
  34. Efesios 3:4 Lit., A lo cual, cuando leáis
  35. Efesios 3:4 O, podéis
  36. Efesios 3:4 Lit., en el
  37. Efesios 3:5 O, en
  38. Efesios 3:6 Lit., y copartícipes
  39. Efesios 3:7 O, la energía
  40. Efesios 3:9 O, administración
  41. Efesios 3:10 O, multiforme
  42. Efesios 3:11 Lit., de los siglos
  43. Efesios 3:11 O, formó
  44. Efesios 3:12 Lit., de El
  45. Efesios 3:13 O, que yo no desmaye
  46. Efesios 3:13 Los vers. 2 al 13 constituyen un paréntesis intencional de Pablo para manifestar su ministerio a los gentiles
  47. Efesios 3:14 Los mss. más antiguos no incluyen: de nuestro Señor Jesucristo
  48. Efesios 3:15 O, la familia entera
  49. Efesios 3:20 Lit., pensamos
La Biblia de las Américas (LBLA)Copyright © 1986, 1995, 1997 by The Lockman Foundation