LO QUE MÁS IMPORTA

LO QUE MÁS IMPORTA

la-verdad-para-hoy

12/9/2016

Que no obstante, de todas maneras, o por pretexto o por verdad, Cristo es anunciado; y en esto me gozo, y me gozaré aún. (Filipenses 1:18)

alimentemos_el_almaLa palabra “anunciado” en el versículo de hoy significa “proclamar con autoridad”. Sin que importara el costo personal, Pablo estaba decidido a que Cristo se proclamara con autoridad.

Aun cuando los detractores de Pablo predicaran el evangelio verdadero, eso tenía un efecto. Un predicador con motivos egoístas puede ser usado por Dios porque la verdad es más poderosa que el paquete en el que viene.

Pablo vivía para ver que se proclamara el evangelio; no le importaba quién se atribuía el mérito. Esa debe ser la actitud de todo pastor, maestro, anciano, diácono, líder y laico en la iglesia. En todo lo que sufrió, Pablo no dejó de predicar, ni criticó, ni se deprimió ni perdió el gozo. Es porque la causa de Cristo seguía adelante y se proclamaba su nombre. Eso era todo lo que Pablo quería. Esa es una actitud que la gracia de Cristo infunde en todos los santos.

Disponible en Internet en: http://www.gracia.org
DERECHOS DE AUTOR © 2012 Gracia a Vosotros
Usted podrá reproducir este contenido de Gracia a Vosotros sin fines comerciales de acuerdo con la política de Derechos de Autor de Gracia a Vosotros (http://www.gracia.org/acercaDeGAV.aspx?page=derechos).

La acción de Dios

9 Diciembre 2016

La acción de Dios
por Charles R. Swindoll

Ester 7:6-10

alimentemos_el_almaLa acción de Dios no está unida a nuestro reloj; está unida a nuestras crisis. Por eso a Dios no le preocupa si hoy es el último día en que usted podrá comprar ese automóvil que está en liquidación. A Dios no le importa que sea el primer día de verano, pleno mediodía, las siete y cuarto o diez minutos para la una de la mañana. Su tiempo no guarda relación con la hora del reloj del planeta Tierra. Por eso, mientras espera, mire más allá del presente.

¡La mejor manera de hacer esto es orando! Haga de su vida una vida de oración. Dígale al Señor, con angustia si es necesario, el dolor que le produce la espera. Exprésele su pánico. Dígale que está atrapado (pídale que se apresure, si eso ayuda. ¡Él lo entenderá!). Usted no sabe cómo podrá mantenerse a flote mucho más tiempo. En esos momentos, pídale que le ayude a ver más allá de la frustración y de los temores del presente.

Las sorpresas que están reservadas para nosotros no son simples ironías o casualidades, sino que han sido dispuestas soberanamente por Dios. Mientras usted espera a que Él actúe, confíe en su justicia. Es posible que usted no viva para ver esa justicia, pero ella vendrá. Él es un Dios justo; usted sabe que esto es la verdad. Por tanto, confíe en Él.

He descubierto, mientras me encuentro en medio de la niebla, que mi gran tentación es o bien dudar o bien negar, quizás hasta sean la misma cosa, dudar o negar que Dios está en acción. Pero, las más de las veces, cuando algo parece ser el fin absoluto, es realmente solo el comienzo. Puedo ver esto cuando echo una mirada al pasado.

Ester nuestra heroína, es un precioso ejemplo a seguir. Y su historia es, de veras, para ser recordada. Pero, ¿cuál es el mejor punto central de todo? Dios mismo. ¡Qué forma de actuar tan perfecta, qué control tan soberano, y qué manera de cambiar el rostro de las cosas cuando Él interviene! Una reina que antes era pasiva, ahora está activamente al frente de la situación. Un rey que fue engañado, es ahora informado de todo. Un enemigo que apenas momentos antes estuvo a punto de exterminar a un pueblo, es ahora objeto de menosprecio. Y esa horca espantosa, construida para un judío llamado Mardoqueo, ahogará el cuerpo de un gentil llamado Amán.

¿Cuándo aprendemos por fin? En el momento preciso, cuando tendrá su mayor impacto, Dios le pone fin a su silencio y actúa soberanamente. Y cuando lo hace, la vida se llena de sorpresas.

Tomado del libro Buenos Días con Buenos Amigos (El Paso: Editorial Mundo Hispano, 2007). Con permiso de la Editorial Mundo Hispano (www.editorialmundohispano.org). Copyright © 2016 por Charles R. Swindoll Inc. Reservados mundialmente todos los derechos.

– See more at: https://visionparavivir.org/devocional#sthash.kRGhvY2S.dpuf

Predicción de la apostasía

1 Timoteo 4-6

9781586403546

Predicción de la apostasía

alimentemos_el_alma4 Pero el Espíritu dice claramente que en los últimos tiempos algunos apostatarán de la fe, prestando atención a espíritus engañadores y a doctrinas de demonios, mediante la hipocresía de mentirosos que tienen cauterizada la conciencia; prohibiendo casarse y mandando abstenerse de alimentos que Dios ha creado para que con acción de gracias participen de ellos los que creen y que han conocido la verdad. Porque todo lo creado por Dios es bueno y nada se debe rechazar si se recibe con acción de gracias; porque es santificado mediante la palabra de Dios y la oración.

El buen ministro de Cristo

Al señalar estas cosas a los hermanos serás un buen ministro de Cristo Jesús, nutrido con las palabras de la fe y de la buena doctrina que has seguido. Pero nada tengas que ver con las fábulas profanas propias de viejas. Más bien disciplínate a ti mismo[a] para la piedad; porque el ejercicio físico aprovecha poco, pero la piedad es provechosa para todo, pues tiene promesa para la vida presente y también para la futura. Palabra fiel es ésta, y digna de ser aceptada por todos[b]. 10 Porque por esto trabajamos y nos esforzamos, porque hemos puesto nuestra esperanza en el Dios vivo, que es el Salvador de todos los hombres, especialmente de los creyentes. 11 Esto manda y enseña[c]. 12 No permitas que nadie menosprecie tu juventud; antes, sé ejemplo de[d] los creyentesen palabra, conducta, amor, fe y pureza. 13 Entretanto que llego[e], ocúpate en la lectura[f] de las Escrituras, la exhortación y la enseñanza. 14 No descuides el don espiritual que está en ti, que te fue conferido por medio de la profecía con la imposición de manos del presbiterio[g]. 15 Reflexiona sobre estas cosas; dedícate a ellas, para que tu aprovechamiento sea evidente a todos. 16 Ten cuidado de ti mismo y de la enseñanza; persevera en estas cosas, porque haciéndolo asegurarás la salvación tanto para ti mismo como para los que te escuchan[h].

5 No reprendas con dureza al anciano, sino, más bien, exhórtalo como a padre; a los más jóvenes, como a hermanos, a las ancianas, como a madres; a las más jóvenes, como a hermanas, con toda pureza.

Responsabilidades hacia las viudas

Honra a las viudas que en verdad son viudas; pero si alguna viuda tiene hijos o nietos, que aprendan éstos primero a mostrar piedad para con su propia familia y a recompensar[i] a sus padres, porque esto es agradable delante de Dios. Pero la que en verdad es viuda y se ha quedado sola, tiene puesta su esperanza en Dios y continúa en súplicas y oraciones noche y día. Mas la que se entrega a los placeres desenfrenados, aun viviendo, está muerta. Ordena[j] también estas cosas, para que sean irreprochables. Pero si alguno no provee para los suyos, y especialmente para los de su casa, ha negado la fe y es peor que un incrédulo.Que la viuda sea puesta en la lista sólo si no es menor de sesenta años, habiendo sido la esposa de un solo marido, 10 que tenga testimonio de buenas obras; si ha criado hijos, si ha mostrado hospitalidad a extraños, si ha lavado los pies de los santos, si ha ayudado a los afligidos y si se ha consagrado[k] a toda buena obra. 11 Pero rehúsa poner en la lista a viudas más jóvenes, porque cuando sienten deseos sensuales, contrarios a Cristo, se quieren casar, 12 incurriendo asíen condenación, por haber abandonado su promesa[l] anterior. 13 Y además, aprenden a estar ociosas, yendo de casa en casa; y no sólo ociosas, sino también charlatanas y entremetidas, hablando de cosas que no son dignas. 14 Por tanto, quiero que las viudas más jóvenes se casen, que tengan hijos, que cuiden su casay no den al adversario ocasión de reproche. 15 Pues algunas ya se han apartadopara seguir a Satanás. 16 Si alguna creyente tiene viudas en la familia, que las mantenga, y que la iglesia no lleve la carga para que pueda ayudar a las que en verdad son viudas.

Otras recomendaciones

17 Los ancianos que gobiernan bien sean considerados dignos de doble honor, principalmente los que trabajan en la predicación[m] y en la enseñanza. 18 Porque la Escritura dice: No pondras bozal al buey cuando trilla, y: El obrero es digno de su salario. 19 No admitas acusación contra un anciano, a menos de que haya[n] dos o tres testigos. 20 A los que continúan en pecado, repréndelos en presencia de todos para que los demás tengan temor de pecar. 21 Te encargo solemnemente en la presencia de Dios y de Cristo Jesús y de sus ángeles escogidos, que conserves estos principios sin prejuicios, no haciendo nada con espíritu de parcialidad. 22 No impongas las manos sobre nadie con ligereza, compartiendo[o] así la responsabilidad por los pecados de otros; guárdate libre de pecado[p]. 23 Ya no bebas agua sola, sino usa un poco de vino por causa de tu estómago y de tus frecuentes enfermedades. 24 Los pecados de algunos hombres son ya evidentes, yendo delante de ellos al juicio; mas a otros, sus pecados los siguen. 25 De la misma manera, las buenas obras son evidentes, y las que no lo son no se pueden ocultar.

Cómo servir a los superiores

6 Todos los que están bajo yugo como esclavos, consideren a sus propios amos como dignos de todo honor, para que el nombre de Dios y nuestra doctrina no sean blasfemados. Y los que tienen amos que son creyentes, no les falten el respeto, porque son hermanos, sino sírvanles aún mejor, ya que son creyentes y amados los que se benefician de su servicio. Enseña y predica[q] estos principios.

Las doctrinas falsas y el amor al dinero

Si alguno enseña una doctrina diferente y no se conforma a[r] las sanas palabras, las de nuestro Señor Jesucristo, y a la doctrina que es conforme a la piedad,está envanecido y nada entiende, sino que tiene un interés morboso[s] en discusiones y contiendas de palabras, de las cuales nacen envidias, pleitos, blasfemias, malas sospechas, y constantes rencillas entre hombres de mente depravada, que están privados de la verdad, que suponen que la piedad[t] es un medio de ganancia[u]. Pero la piedad, en efecto, es un medio de gran gananciacuando va acompañada de contentamiento. Porque nada hemos traído al mundo, así que[v] nada podemos sacar de él. Y si tenemos qué comer y con qué cubrirnos, con eso estaremos contentos. Pero los que quieren enriquecerse caen en tentación y lazo y en muchos deseos necios y dañosos que hunden a los hombres en la ruina y en la perdición[w]. 10 Porque la raíz de todos los males es el amor al dinero, por el cual, codiciándolo algunos, se extraviaron de la fe y se torturaron[x] con muchos dolores.

Exhortación y doxología

11 Pero tú, oh hombre de Dios, huye de estas cosas, y sigue la justicia, la piedad, la fe, el amor, la perseverancia y la amabilidad. 12 Pelea la buena batalla de la fe; echa mano de la vida eterna a la cual fuiste llamado, y de la que hiciste buena profesión en presencia de muchos testigos. 13 Te mando delante de Dios, que da vida[y] a todas las cosas, y de Cristo Jesús, que dio testimonio de la buena profesión delante de Poncio Pilato, 14 que guardes el mandamiento sin mancha ni reproche hasta la manifestación de nuestro Señor Jesucristo, 15 la cual manifestará a su debido tiempo el bienaventurado y único Soberano, el Rey de reyes[z] y Señor de señores[aa]; 16 el único que tiene inmortalidad y habita en luz inaccesible; a quien ningún hombre ha visto ni puede ver. A El sea la honra y el dominio eterno. Amén.

Instrucciones para los ricos

17 A los ricos en este mundo[ab], enséñales que no sean altaneros ni pongan su esperanza en la incertidumbre de las riquezas, sino en Dios, el cual nos da abundantemente todas las cosas para que las disfrutemos. 18 Enséñales que hagan bien, que sean ricos en buenas obras, generosos y prontos a compartir,19 acumulando para sí el tesoro de un buen fundamento para el futuro, para que puedan echar mano de lo que en verdad es vida.

Exhortación final y bendición

20 Oh Timoteo, guarda lo[ac] que se te ha encomendado, y evita las palabrerías vacías y profanas, y las objeciones[ad] de lo que falsamente se llama ciencia[ae], 21 la cual profesándola algunos, se han desviado de[af] la fe.

La gracia sea con vosotros[ag].

Notas al pie:

  1. 1 Timoteo 4:7 Lit., ejercítate
  2. 1 Timoteo 4:9 O, totalmente
  3. 1 Timoteo 4:11 O, Continúa ordenando y enseñando esto
  4. 1 Timoteo 4:12 O, a
  5. 1 Timoteo 4:13 Lit., voy
  6. 1 Timoteo 4:13 O, dedícate a leer
  7. 1 Timoteo 4:14 O, grupo de ancianos (gr., presbíteros)
  8. 1 Timoteo 4:16 Lit., te salvarás a ti mismo y a los que te oyen
  9. 1 Timoteo 5:4 Lit., devolver recompensas
  10. 1 Timoteo 5:7 O, Sigue ordenando
  11. 1 Timoteo 5:10 O, dedicado, o, entregado
  12. 1 Timoteo 5:12 Lit., fe
  13. 1 Timoteo 5:17 Lit., palabra
  14. 1 Timoteo 5:19 Lit., sobre la base de
  15. 1 Timoteo 5:22 Lit., no compartas
  16. 1 Timoteo 5:22 Lit., puro
  17. 1 Timoteo 6:2 Lit., exhorta o insiste en
  18. 1 Timoteo 6:3 O, viene con; lit., viene a
  19. 1 Timoteo 6:4 Lit., está enfermo
  20. 1 Timoteo 6:5 O, religión
  21. 1 Timoteo 6:5 Algunos mss. posteriores agregan: apártate de los tales
  22. 1 Timoteo 6:7 Algunos mss. posteriores dicen: y es claro que
  23. 1 Timoteo 6:9 O, destrucción
  24. 1 Timoteo 6:10 Lit., se traspasaron
  25. 1 Timoteo 6:13 O, conserva la vida
  26. 1 Timoteo 6:15 Lit., de los que reinan
  27. 1 Timoteo 6:15 Lit., de los que se enseñorean
  28. 1 Timoteo 6:17 O, siglo
  29. 1 Timoteo 6:20 O, el depósito
  30. 1 Timoteo 6:20 O, contradicciones, o, los argumentos
  31. 1 Timoteo 6:20 O, erudición, o, sabiduría
  32. 1 Timoteo 6:21 Lit., acerca de
  33. 1 Timoteo 6:21 Algunos mss. dicen: contigo
La Biblia de las Américas (LBLA)Copyright © 1986, 1995, 1997 by The Lockman Foundation

CONVIVIENDO CON EL ENEMIGO

CONVIVIENDO CON EL ENEMIGO

images

Pablo Martini
Programa No. 2016-12-09

alimentemos_el_almaMiles (por no decir millones) de cristianos alrededor del mundo conviven con pecados que aborrecen. Su experiencia se asemeja a aquel que vive con el enemigo en su propia casa, duerme con él, sabe el daño que le está causando, pero no lo puede expulsar. Necesita alguien más fuerte que lo  haga por él. El dilema de la vida cristiana es cómo aprender a convivir con el mal, el pecado, y la tendencia a lo malo que nos sigue acompañando aún después de ser salvos. Nuestro “viejo hombre” sigue ahí, tan fuerte como siempre. Indomable, rebelde, camuflado. Nuestros gustos siguen, por lo menos en la etapa inicial de recién convertido, y sigo siendo tan débil como antes, como siempre. ¿Cómo encaja esta funesta realidad en el concepto bíblico de “Nueva criatura”? Tal cual lo indica la palabra, somos regenerados, transformados. Se nos inculca una nueva naturaleza, un “Nuevo hombre” que, cual súper héroe, vence el mal y nos capacita a vivir una vida que agrade a Dios potenciada por el Espíritu Santo que mora en nosotros. ¡Ese es el milagro del nuevo nacimiento! Ahora tenemos, entonces, dos naturalezas, antes solo una. Depende de cuál esté más alimentada, así será nuestro estilo de vida cristiana: Carnal o espiritual. En esta lucha interna tan bien descripta por Pablo en Gálatas, no basta con odiar al pecado, no es suficiente no querer cometerlo. Yo estoy seguro que tú no quieres hacer el mal, pero lamentablemente tengo que decirte que eso no alcanza.

A Pablo le pasaba exactamente lo mismo: “El mal QUE NO QUIERO eso hago”.  Él era consciente de que eso era pecado, es más, no quería hacerlo porque sabía que, así como lo lastimó antes, lo haría también ahora, pero lo comete. Esta realidad le llevaba a él, como a mí y a millones de cristianos, a un estado miserable que nos conduce a rendir nuestra voluntad a Aquel que es Mayor que el que está en el mundo y, arraigado en la fe de que mi viejo hombre fue crucificado juntamente con Cristo, reclamar la victoria.

PENSAMIENTO DEL DÍA:

No puedes darle muerte al pecado, pero sí al pecador.

Disponible en Internet en: http://www.labibliadice.org

Contenido publicado con autorización de:
La Biblia Dice
Av.Galo Plaza Lasso N63-183 y de los Cedros
Telf. 00593-2-2475563
Quito-Ecuador